Martes 13 marzo 2018

Tecnología y Psicología - ¿Cómo pueden combinarse para ayudarnos a cambiar nuestro comportamiento hacia hábitos más saludables?

Los sistemas de salud y los ciudadanos, sabemos que llevar una vida saludable es el factor que más determina nuestra salud. Sin embargo, no ponemos el foco en ello. A su vez, la ciencia nos demuestra que cuando se dedican recursos suficientes, se encuentran soluciones a multitud de enfermedades y retos de salud. Por el contrario, cuando se trata del comportamiento humano y hábitos saludables, es todavía un reto que en parte no ha sido abordado en serio y definitivamente no solucionado.

En los últimos años ha habido una explosión de soluciones tecnológicas de salud encaminadas a medir indicadores de salud en tiempo real y a promover hábitos saludables, pero ¿están teniendo el éxito esperado?, ¿tienen en cuenta qué nos motiva a cada uno de nosotros?, ¿y aspectos de la psicología, como el procesamiento cognitivo de la información y los marcos de significado, entre otros?

En el encuentro del c4pe del pasado 8 de febrero nos planteamos las siguientes preguntas:

¿Cómo podemos incorporar el conocimiento de la psicología a la tecnología? ¿Puede el Big data y la inteligencia artificial ayudarnos? ¿Cómo crear sistemas inteligentes que sepan cómo motivarnos en cada momento? ¿Pueden contagiarse los hábitos? ¿Requiere un abordaje individual o colectivo?

La primera parte del encuentro, enfocada en la inspiración, contó con 3 ponentes: Manuel Armayones, Director de Desarrollo del eHealth Center de la UOC;  Nacho de Ramón, CEO y Fundador de Sincrolab y Juan García-Prieto, Investigador en Neurociencia Cognitiva. Nos inspiraron, desde distintos puntos de vista, sobre cómo pueden nutrirse mutuamente la psicología y la tecnología.

Mostraron el conocimiento que ya existe, en el campo de la psicología, sobre qué factores intervienen en los hábitos de las personas, en los cambios de comportamiento; en definitiva, en la conducta.

Pudimos constatar cómo los nuevos avances en Big data e inteligencia artificial pueden contribuir al conocimiento en psicología, al diagnóstico y tratamiento de enfermedades mentales.

Por último, vimos cómo incluyendo aspectos psicológicos en la tecnología puede dar como resultado, aplicaciones tecnológicas con impacto real en la adopción de hábitos saludables.

En la sección dedicada a la co-creación nos agrupamos en cuatro equipos mixtos compuestos por pacientes y familiares, psicólogos, profesionales sanitarios, profesionales de tecnología en salud y otros. Cada mesa trabajó en torno a un hábito de salud a cambiar, identificando las motivaciones profundas de las personas, generando ideas y propuestas y plasmándolas en un programa de cambio de hábitos en salud.

Fusionar el conocimiento de la psicología y la tecnología, es una realidad ampliamente aplicada en el mundo del marketing y el comportamiento de los consumidores, que se está expandiendo al diseño de APPs orientadas a promover cambios de comportamientos en salud, a intervenciones de estilo de vida y al diagnóstico y tratamiento de enfermedades. Si bien es un hecho incipiente, todavía no ha alcanzado todo su potencial y constituye una gran oportunidad para la configuración del nuevo sistema de salud del S.XXI.

Todas las conclusiones del encuentro pueden encontrarse en el siguiente enlace

 

Philips respeta su privacidad. Utilizamos las cookies para varios propósitos, tales como asegurar la funcionalidad del sitio web, mejorar la experiencia del usuario, garantizar la integración de las redes sociales y mostrar publicidad (selectiva).

Al continuar con su visita a nuestro sitio web, da su consentimiento a nuestro uso de las cookies. Sin embargo, puede cambiar la configuración de las cookies en cualquier momento.

Más información.

Aceptar