Martes 30 octubre 2018

Dr. Zamorano: “La tecnología de ultrasonidos permite llevar atención sanitaria a zonas de difícil acceso”

El Congreso de las Enfermedades Cardiovasculares cumple una edición más en Sevilla. Durante los días 25, 26 y 27 de octubre, la capital andaluza se convirtió en epicentro de la innovación y la tecnología en cuidados cardiológicos en el que más de 4.000 cardiólogos, médicos de familia, investigadores, internistas o residentes, entre otros, abordaron los principales retos de la cardiología actual.

El Dr. José Luis Zamorano, Jefe de Servicio de Cardiología del Hospital Ramón y Cajal, ha sido uno de los asistentes a esta última edición del Congreso de la Sociedad Española de Cardiología. De primera mano, nos ha contado algunas de las que considera las innovaciones más importantes de los últimos años en el ámbito de la Cardiología.

La portabilidad de la ecografía mejora el acceso a la sanidad

Desde la prevención, hasta los cuidados domiciliarios, pasando por la detección de una posible enfermedad cardiaca, el diagnóstico y el tratamiento, la imagen médica en cardiología tiene un papel fundamental. Y en este sentido, y tal como destaca el Dr. Zamorano, el desarrollo de ultrasonidos está siendo una de las tecnologías más importantes en el cuidado cardiaco de los últimos años.

Entre sus principales ventajas, destaca “la calidad de la imagen y su portabilidad”, gracias a la cual podemos establecer una “conexión remota con un paciente o un profesional médico que esté realizando un examen a distancia, y poder valorar a la vez las imágenes extraídas”. Este “gran avance tecnológico” no solo permite emitir diagnósticos más precisos, también mejora y universaliza el acceso a la sanidad, al conectar personas y datos y “permitir llevar la atención a sitios de difícil acceso o zonas rurales” donde no existen profesionales especializados.

En cuanto a la calidad de la imagen, las últimas tecnologías integradas en los sistemas de ultrasonidos facilitan una “visualización tridimensional que permiten una mejor valoración de las estructuras cardiacas y una cuantificación avanzada”, según el Dr. Zamorano. De este modo, es posible llevar a cabo diagnósticos más rápidos y con una mejor precisión, además de permitir una explicación más sencilla para el paciente sobre su enfermedad.

Así, ya es posible documentar, analizar y estudiar las medidas cardiacas de una manera sencilla y rápida mediante “software específicos” e inteligentes. Un hecho que, en el futuro, permitiría establecer patrones de enfermedades que se detectarían incluso antes de presentar cualquier síntoma.

Sin embargo, si existen nuevos retos a los que hacer frente en el futuro de la tecnología sanitaria en cardiología, el Dr. Zamorano destaca principalmente “la formación y la difusión”, de los beneficios de la misma. Solo si conocemos las ventajas de las nuevas tecnologías, podremos avanzar en su adopción e integración con el fin de conseguir un futuro sanitario centrado en las personas.

Desde la prevención, hasta el tratamiento, cada paso en la salud cardiaca cuenta y cada nueva herramienta que nos permita conocer, abordar y superar las actuales barreras, nos ayudará a alcanzar también un cuidado de nuestro corazón sin límites.

 

Fuentes de referencia:

 

Philips respeta su privacidad. Utilizamos las cookies para varios propósitos, tales como asegurar la funcionalidad del sitio web, mejorar la experiencia del usuario, garantizar la integración de las redes sociales y mostrar publicidad (selectiva).

Al continuar con su visita a nuestro sitio web, da su consentimiento a nuestro uso de las cookies. Sin embargo, puede cambiar la configuración de las cookies en cualquier momento.

Más información.

Aceptar