Viernes 09 diciembre 2016

#EsSaludCuando las nuevas tecnologías dan al paciente el control sobre su cuerpo

Escuchar al paciente está cobrando, año tras año, un mayor protagonismo en el mundo de la Salud. Pero hay algo más básico que es punto de partida fundamental y clave en el éxito de un eficaz sistema sanitario: su actitud. El modelo clásico de paciente pasivo y receptor debe dejar paso a un rol de paciente activo y concienciado con su Salud.

Para ello debemos contar con la propia voluntad de ese paciente, el cual con los años ha ido implicándose progresivamente. Y esa implicación ha sucedido gracias en parte a la tecnología, que ha puesto al alcance de su mano distintas maneras de ser más partícipe de su propia Salud.

La tecnología de consumo y la salud

Dentro de estas tecnologías, sin duda la Red es el eje vertebrador alrededor del cual se ha producido un cambio importante en el rol del paciente en los últimos 20 años. La Red se ha acercado a la salud como canal para intercambiar experiencias. O como potentísimo recurso de información.

Hoy, hemos llegado a un punto en el que la Red es primordial y nos provee de potentes recursos para empoderarnos y convertir a un paciente en alguien capacitado para la gestión de su Salud. Pero además, las TIC han permitido al Sistema Sanitario un salto cualitativo en multitud de áreas: historias clínicas centralizadas y accesibles tanto por profesionales como por pacientes, telemedicina con monitorización remota… Hoy disponemos de mayores capacidades de análisis e interpretación gracias a avances en

tecnologías de diagnóstico. Y especialmente interesante es el boom de las apps y los wearables, pequeños dispositivos nacidos del siempre atractivo mercado de consumo con fines inicialmente intrascendentes, pero que después descubren su potencial en áreas como la medicina y la salud.

Dispositivos que empiezan a seducir a los pacientes y entran disimuladamente en sus vidas para permitirles de un modo amable y tecnológico ser más activos e implicados en su estilo de vida.

Muchos datos recogidos y mucha más información disponible. El Big-Data; la digitalización de nuestra salud. El mundo de la e-salud despegó definitivamente hace años para no volver ya la vista atrás.

La actitud del paciente es clave

La tecnología es muy seductora y está ya aquí, pero no sería útil sin un paciente colaborativo y dispuesto con la voluntad y actitud necesarias. Esta es a día de hoy nuestra principal barrera y el objetivo a lograr tanto para la Administración Sanitaria como para el resto de agentes que intervienen en el mundo de la Salud. Necesitamos que todos y cada uno sean pacientes empoderados (no me gusta el término “experto”).

¿Qué puede haber más importante que la salud y que sin embargo, provoca tanto desdén? ¿Cómo lograr que las personas se preocupen por su salud? El Sistema Sanitario debe facilitar que los pacientes se posicionen como mínimo en la categoría de Pacientes Activados, personas conscientes de su propia enfermedad, adherentes con el tratamiento. Es el primer y obligatorio paso para continuar hacia el Paciente Empoderado. La labor de activación de pacientes es relativamente sencilla y ahí debería implicarse de manera muy activa la Administración.

¿Pero qué les frena a los pacientes para dar ese paso? Necesitamos un sistema sanitario que insista más en una pedagogía de la salud a los ciudadanos (¿por qué no incluir la salud en el sistema educativo?). Más colaborativo; que cuente más con el paciente. Unos profesionales motivados y familiarizados con las nuevas tecnologías, salvar la importante brecha digital de gran parte de la población… En definitiva, conseguir activar a los pacientes supondría un punto de inflexión que podría mejorar la salud de los ciudadanos y la eficacia de nuestro sistema sanitario de manera notable, y donde la tecnología tiene un papel primordial.

A día de hoy, disponemos de la tecnología, pero falla la motivación y la implicación del paciente. Y lo uno sin lo otro no puede funcionar.

 

Philips respeta su privacidad. Utilizamos las cookies para varios propósitos, tales como asegurar la funcionalidad del sitio web, mejorar la experiencia del usuario, garantizar la integración de las redes sociales y mostrar publicidad (selectiva).

Al continuar con su visita a nuestro sitio web, da su consentimiento a nuestro uso de las cookies. Sin embargo, puede cambiar la configuración de las cookies en cualquier momento.

Más información.

Aceptar